¿Tienes el propósito de comprar casa?

Enhorabuena!!!

Comprar casa es una de las decisiones más importantes que toma una persona en su vida. Es un momento lleno de ilusiones y deseos por comenzar una nueva vida. Quizá la vivienda sirva para independizarte, o para comenzar una nueva vida en pareja. O quizá te mudes porque vas a aumentar la familia y necesitas más espacio.

Una nueva casa siempre es un motivo de esperanza, de buenos deseos, de ilusión y optimismo. Vas a crear tu hogar, a tu manera, con todo lo que te gusta.

Quizá tu sueño sea una cocina magnifica donde cocinar tus mejores platos… O un salón donde disfrutar con familia y amigos…. A lo mejor tu pasión sea el cine y sueñes con una Smart TV enorme… Quizá el deporte en tu gimnasio privado…

Sea cual sea tu sueño, estas deseando tener las llaves de tu casa y comenzar a vivirlo.

Pero cuando empezamos a buscar casa, comienzan los problemas.

Encontrar tu hogar ideal es un proceso complejo y largo. Además está lleno de trampas en las que puedes caer:

  1. Que la vivienda requiera una COSTOSA REFORMA

Aunque el vendedor nos diga eso de que “con una mano de pintura quedará como nueva”. Muchas veces no es así. Y una reforma total de un piso ronda los 30.000 € ¿Te imaginas comprar una casa, hipotecarte hasta las cejas, y que sin preveerlo tengas que gastar 30.000 € en reformarla?

  1. Que el EDIFICIO se encuentre EN MAL ESTADO

A veces el piso a la venta esta recién reformado e impecable, pero ¿qué ocurre con el resto del edificio? Imagina que las cubiertas estén en mal estado, o que las fachadas requieran reparaciones, o que toque sustituir los ascensores… Esos gastos los paga la comunidad de propietarios, y si tú compras ese piso, serás parte de esa comunidad de propietarios y tendrás que pagar esas derramas. Y se sumarán a tu cuota de hipoteca…

  1. Que los VECINOS sean INDESEABLES

Puede que el piso y el edificio estén muy bien, pero… ¿y los vecinos? Quizá los anteriores propietarios se mudan porque ahí no se pueda vivir… Vecinos que no saben vivir en comunidad, ruidosos, poco higiénicos… Negocios molestos en los bajos, como bares, gimnasios, talleres….

  1. Que se trate de una ESTAFA INMOBILIARIA

Por desgracia muchas agencias inmobiliarias son muy poco profesionales, incluso algunas se dedican directamente a la estafa. No son todas, solo unas pocas; de hecho la mayoría son honradas. Pero podemos tener la mala suerte de toparnos con una. Y las estafas son de todo tipo. Desde que nos cobren comisiones abusivas: por ejemplo por lanzar una oferta al comprador; que nos quieran cobrar comisión como compradores; que hayan realizado una venta múltiple (vender el mismo piso a varias personas a la vez) o que nos exijan sobre costes por obtener el boletín eléctrico… O simplemente (esto es muy común) nos vendan la casa a un precio por encima de mercado.

  1. Que la casa sea muy cara de mantener

El certificado energético es un documento que nos informa de cuanto de costoso es mantener una vivienda a nivel de consumo de calefacción, aire acondicionado y agua caliente. A pesar de ser obligatorio mostrarlo en toda publicidad que se realice de un inmueble, el 90% de las inmobiliarias se niegan a ofrecerlo. Dándonos esa información únicamente en la firma de escrituras. La obligatoriedad de realizar el certificado energético recae en el vendedor del inmueble, pero tiene un coste muy bajo, en torno a 150 €. Y digo yo…

¿si nos engañan en algo tan básico, porque debemos fiarnos de ellos?

  1. Que la casa tenga DEUDAS

Aunque nos sorprenda, en España es legal vender una casa con deudas. Siempre y cuando el comprador las conozca y asuma. Por eso algunos vendedores no nos informan de que llevan años sin pagar el IBI o el recibo de la comunidad de propietarios hasta que llegamos al notario. Y en ese momento quitan hierro al asunto. Y claro, ya hemos dado una señal por el piso, hemos pagado al notario, el banco nos ha concedido la hipoteca… ¿Cómo nos vamos a echar atrás ahora?

  1. Firmar HIPOTECAS IMPAGABLES

En España casi nadie tiene cultura financiera. Por eso no sabemos a qué nos enfrentamos a la hora de contratar una hipoteca. Intereses, cuotas, plazos de amortización…. Son términos difusos para la mayoría. Por eso la gente firma hipotecas que luego no puede pagar. Por ejemplo ocurre con aquellas a interés variable. Si el Euribor está bajo, la cuota saldrá barata, pero como suba… quizá no puedas hacer frente a una cuota que exceda tus ingresos…

Como ves, cuando vas a comprar casa, son muchas las variables que pueden truncar tu ilusión y convertir la experiencia en un infierno.

Además, piensa que una casa es cara, muy cara. Posiblemente sea lo más caro que compres en tu vida. Por eso, no puedes errar en la elección, porque seguramente luego no podrás comprarte otra. Y tendrás que vivir en ella muchos años, aunque estés incomodo. Además estarás encadenado a tu hipoteca.

No te recomiendo que tomes una decisión así solo

Yo también he pasado por ahí, y te entiendo. De hecho he pasado por ese punto muchas veces. Por trabajo me ha tocado mudarme muchas veces. He llegado a vivir en 15 viviendas diferentes. Y se lo estresante que puede llegar a ser buscar piso.

Además soy arquitecto técnico, y durante 12 años he estado especializado en valoraciones inmobiliarias, certificados energéticos e informes periciales. He llegado a estudiar mas de 5.000 viviendas.

Y la sensibilidad por la ilusión de un nuevo hogar y comenzar una nueva vida en él. Sumada a mi enorme experiencia en la evaluación de viviendas, me aportan las cualidades para ayudarte.

Soy Personal Shopper Inmobiliario. Déjate asesorar

La contratación de mi servicio tiene múltiples ventajas.

Encontraras un profesional que te asesore, represente y defienda en exclusiva tus intereses. Sin posibilidad de conflicto de intereses, pues no cuento con cartera de propiedades, y no represento a ningún vendedor ni cobro comisión por ninguna venta.

Te ofrezco un trato totalmente personalizado, escuchando tus necesidades y gustos. Estudiándolos con el objetivo de satisfacerlos al máximo. Prevaleciendo estas cuatro claras ventajas:

Tu tiempo es oro.

Ahorraras hasta un 70% de tiempo. Visito todas las ofertas y selecciono aquellas que mejor se adecuen a tus intereses y gustos. Para que solo visites aquellas que realmente merecen la pena.

Paga lo justo.

Ahorra hasta un 20%. Negocio para ti. Para que pagues lo justo. Ni un euro de más.

Compra seguro. Evalúo las propiedades a nivel técnico y legal, para que tengas absoluta tranquilidad.

Hipoteca ¿qué firmo? Estudio para ti todas las opciones de financiación, y te las explico de manera clara. Además las comparo y te ayudamos a elegir la que más te convenga.

No cobro comisión de ningún vendedor, ni particular, ni profesional, tampoco cobro de ninguna entidad bancaria. Por tanto soy libres para ser honesto y ayudarte a elegir la mejor propiedad y la mejor financiación.

Defiendo sólo los intereses del comprador.